Se entregaron cientos de juguetes a niños en hospitales por el festejo de los Reyes Magos

Con la entrega de más de 500 juguetes en el Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez finalizó esta tarde la sexta caravana solidaria de los Reyes Magos, organizada por la Asociación de Hoteles, Restaurantes, Confiterías y Cafés (Ahrcc) de la ciudad de Buenos Aires, que había partido a la mañana desde la intersección de Florida y Perón, en el centro porteño, y que recorrió ocho bares tradicionales de la ciudad recogiendo donaciones.

Desde las 10, decenas de niños y turistas se acercaron para sacarse fotos con Melchor, Gaspar y Baltazar en la primera parada del recorrido en la ex Tienda Gath & Chaves.

Los reyes magos caminaron por la peatonal Florida hasta la confitería London City (Av. de Mayo 599), donde los esperaba la carroza para comenzar el viaje por distintos puntos de la Ciudad recolectando los juguetes.

“Hacemos distintas acciones, no solo comerciales, y esta la hacemos todos los años y tiene mucha repercusión, nos da mucha satisfacción hacerla. Juntamos juguetes y libros en los bares y se los llevamos a los nenes para sacarles una sonrisa”, dijo a Télam Pablo Duran, secretario de la Cámara de Cafés y Bares.

“Empezó siendo una acción para recordar el festejo de los Reyes Magos, que se fue perdiendo por todo el marketing de Papá Noel. Antes el 6 de enero era feriado en Argentina, como es hoy en día en España. Le agregamos la acción solidaria para convocar a los asociados y ayudar a la gente que lo necesita”, sostuvo Felipe Evangelista, de la subcomisión de Bares Notables.

Mariana, una vecina de Buenos Aires que asistió al inicio del recorrido con su hija Megumi de 3 años, comentó: “Me encantó, lo vi ayer por internet y lo vamos a acompañar caminando por Avenida de Mayo”.

“Esta medio complicado este año con los regalos”, reconoció en relación al contexto económico y el aumento en los precios.

Natalia, con su hija Martina de 7 años, aseguró que vino especialmente al centro porteño desde Villa Urquiza para ver a los Reyes Magos.

“Es hermoso, nos encantó esta movida. Se portaron bien los reyes, nos saludaron”, relató.

“Le puse las zapatillas, el pasto y el agua y se llevaron todo”, contó la nena.

El recorrido de los Reyes Magos incluyó la Confitería Las Violetas (Av. Rivadavia 3899), Café Margot (Av. Boedo 857), Miramar (Av. San Juan 1999), Celta Bar (Sarmiento 1701), El Gato Negro (Av. Corrientes 1669) y -La Biela (Av. Quintana 596).

“Los bares son la vida de la ciudad, hay muchas generaciones de gastronómicos. Mantienen la tradición y la sencillez de los que hicieron grande la gastronomía en Argentina”, afirmó Evangelista.

En cada parada, los Reyes Magos descendieron de la carroza para saludar y fotografiarse con los niños presentes e incluso muchos autos y motos se sumaban a la caravana.

Cerca de las 13, la carroza llegó al Hospital Gutiérrez para hacer entrega de las donaciones de juguetes y libros a los niños internados escoltada por varias motos con personas disfrazadas de personajes para niños como Woody de Toy Story o el Caballero Rojo de Titanes en el Ring.

Una de las escenas particulares de la tarde fue cuando se cruzaron dos grupos de Reyes Magos en la puerta del hospital, ya que otros actores convocados por Comisión Ejecutiva Permanente Día del Niño habían estado dando regalos a los niños cuando llegó la caravana.

“Por suerte muchos reyes magos están viniendo a visitar a los chicos. Nosotros los recibimos y los acompañamos para que tengan los cuidados, que se pongan los barbijos”, explicó a Télam Cecilia Gallardo, integrante del Servicio de Voluntarias del Hospital Gutiérrez.

“Los chicos están felices, abrís la puerta y se levantan de la cama, le brillan los ojitos. Estas acciones significan romper la monotonía de estar internado, es sacarles una sonrisa”, aseveró.

“Recorrimos sala por sala entregando productos donados por la Cámara del Juguete. Hubo sonrisas por todo el hospital, no solo de los chicos sino también de los padres. El amor se multiplica, nos llevamos más de los que traemos”, aseguró Mónica Schiariti, presidenta de la Comisión Ejecutiva Permanente Día del Niño, y bromeó que “hasta los médicos y enfermeros se sacaron fotos con los Reyes Magos”.

Marisa, que fue a la puerta del hospital con su hijo Tomás de 6 años disfrazado de rey mago, resaltó que “son momentos muy lindos” poder compartir esta experiencia con su nene.

“La capa y la corona me los regalaron los Reyes Magos el año pasado”, comentó el nene y contó que durmió con una bolsa de dormir cerca del balcón para poder verlos.

Ayer, Melchor, Gaspar y Baltazar visitaron recorrieron los diferentes sectores de internación del Hospital Garrahan y entregaron alrededor de 500 juguetes a niños y niñas internados y en las salas de espera.

“Somos un servicio que asiste a niñas, niños y adolescentes, y esta es una actividad que está ligada de manera directa con el paciente porque complementa nuestra tarea diaria desde un enfoque recreativo. Todos los años celebramos esta jornada tan especial en el Garrahan, y es una alegría enorme que hayamos sido elegidos para representar a los Reyes en este 2024”, expresó Javier Ludueño, supervisor del servicio de Camilleros.

Según la tradición cristiana, los Reyes Magos de Oriente visitaron al Niño Jesús de Nazaret para ofrendarle regalos tras su nacimiento.

Desde entonces, se ha extendido el culto de celebrar la noche de reyes, que incluye el ritual de dejar agua y pasto a los camellos al lado de los zapatos, esperando regalos en ese mismo lugar al día siguiente.